Julio Alak apuesta a un armado de tercios pensando en las internas del FpV

el ex intendente de La Plata Julio Alak se prepara para una nueva demostración de fuerzas (después del almuerzo para 2.500 personas de hace unos días) en la interna del peronismo con el acto que protagonizará el sábado que viene, junto a la actual intendenta de La Matanza, Verónica Magario. En la previa intentó un acercamiento con la mesa sindical platense a la cual pretende sumar en un armado de lista que -al menos en el punteo previo- intenta estar estructurada en tercios, con representación de los gremios, de los sectores más vinculados al PJ y del denominado kirchnerismo puro.

A ese desenlace llegaría en caso de confirmarse lo que parece inevitable: la presentación de entre dos y tres listas para competir en unas PASO del espacio que podría sintetizarse bajo el rótulo de Frente para la Victoria (FpV) en nuestra ciudad.

Aunque puede resultar prematuro y todo puede cambiar según lo que ocurra a nivel “macro” con las candidaturas de Cristina Fernández de Kirchner y Florencio Randazzo, la fotografía de esta semana sigue mostrando al posible armado de Alak por un lado, al bruerismo como polo opuesto y a los diferentes sectores del randazzismo platense como tercera pata. Una unidad “arriba” podría redundar en una confluencia del primero y el tercero de los agrupamiento mencionados, pero difícilmente logren incluir al segundo.

En el camino de lo que el propio Alak definió como “unidad” pero con PASO incluida, es que esta semana se juntó con los sindicatos. El acercamiento pretende garantizar una representación de los obreros en ese armado. “Nosotros partimos de un concepto: ‘Hoy no sobra ningún peronista’, necesitamos de todos, de los que votaron a Daniel Scioli, a Sergio Massa, necesitamos que vuelvan a la casa. Me parece muy importante lo que han hecho los compañeros del movimiento obrero”, dijo el ex ministro de Justicia de la Nación después del encuentro.

Está claro que esa Mesa Sindical se reúne con todos los sectores peronistas y que individualmente algunos de ellos ya tienen postura definida en la interna peronista. No obstante, la foto del final del encuentro no deja de ser una señal de que, en caso de que el contexto político lo amerite, habrá alguna representación en el armado “alakista”.

En ese encuentro estuvieron el secretario general de UPCN, Carlos Quintana, y el secretario general de SOSBA, Julio Castro, quienes tras el encuentro avalaron con su palabra esa posibilidad. “Nosotros estamos dispuestos a todo, a sentarnos en una mesa de discusión o presentar una lista pero primero queremos conversar con todos los compañeros”, dijo Quintana, por ejemplo.

Pero también estuvieron Alberto Roteño (Sindicato de Empleados de Comercio), Susana Mariño y Guillermo Chávez (Sindicato de Obreros y Empleados de Minoridad y Educación), Marta Ayala (Unión de Personal Civil de las FFAA), Antonio Nino Di Tomasso (UOM), Omar Alegre (Sindicato de Personal Mensual) y Pedro Borgini (ATSA), quien ya ha expresado su adhesión al randazzismo.

LOS OTROS DOS TERCIOS

De llegarse a un armado en tercios, otra de las patas fuertes será la del PJ hoy no oficialista (dado que el partido está conducido en La Plata por Pablo Bruera). Esos nombres surgirían del fuerte trabajo territorial que Alak, como figura emergente de este sector, viene realizando en las distintas circunscripciones en que está dividida La Plata.

Desde hace al menos cinco meses el ex jefe comunal realiza actividades todas las semanas con referentes territoriales, la mayoría de ellos poco conocidos como dirigentes partidarios pero con influencia en sus barrios. Allegados al ex ministro aseguran que todas esas estructuras de los viejos “punteros” están siendo reactivadas después de años de ausencia. Aseguran que incluso los que se alinearon a Bruera durante su mandato y hoy mantienen esa relación por lo bajo tienen diálogo con su antecesor.

Esa sería una cantera de nombres para un armado, a la que se sumarían dirigentes “nuevos” y “viejos conocidos”. Entre estos últimos, en algunas de esas actividades por los barrios reapareció la figura del ex diputado y ex defensor del pueblo bonaerense Carlos Bonicatto. Entre los primeros, en las próximas horas seguramente empezarán a aparecer nombres en pintadas y pasacalles.

El tercio restante sería el del kirchnerismo duro en la ciudad, representando fundamentalmente por la concejala y decana de Periodismo, Florencia Saintout, quien este año concluye su mandato. Junto a sectores relacionados con La Cámpora forma parte del universo imaginado por Alak para esa hipotética competencia interna.

Resta dilucidar si el ex ministro y ex intendente mantendrá la idea de que su nombre no aparezca en las listas locales, tal como lo había propuesto al bruerismo en busca de una unidad (“sin los nombres Alak y Bruera”). Algunos de sus allegados lo dan por seguro, otros creen que de ninguna manera pondría el cuerpo como lo está haciendo si no piensa competir.

Como fuera, sí es seguro que uno de los objetivos de Alak es recuperar la conducción del PJ platense, y esa pelea es recién en 2018. El otro es ir por la intendencia, para lo cual todavía queda incluso un poco más de tiempo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diecinueve − quince =